La fuente de la igualdad para el mundo árabe

Crítica

Las mujeres de un pequeño pueblo islámico, en el norte de África y Oriente Medio, son las encargadas por tradición de ir a por el agua a la fuente comunal situada en lo alto de una montaña. Expuestas al sol y a los numerosos riesgos que les acarrea esta tarea, deciden iniciar su propia revolución contra el machismo característico de esta cultura y mediante una huelga de sexo conseguir que los hombres del poblado lleven el agua a la aldea.

Las mujeres llevando agua de la fuente. Fuente: elcorreo.com.

La fuente de las mujeres, estrenada en nuestro país el pasado 9 de diciembre, es una película del director francés de origen rumano Radu Mihaileanu en la que narra la tradicional lucha de sexos de estas sociedades. La joven Leila, interpretada por la actriz argelina Leïla Bekhti, encabeza la rebelión contra los hombres e insta al resto de mujeres a sumarse a esta huelga de sexo hasta que sus maridos se responsabilicen de cargar con el agua hasta sus casas. Esta decisión enfurece a los hombres de esta pequeña comunidad árabe en el momento en el que parece que las cosas para ellas podrían cambiar y se les abre un camino a la esperanza.

Las mujeres de la aldea en huelga. Fuente: elperiódico

En esta película, el director rumano se sirve de las vidas de este grupo de mujeres para retratar, desde una comunidad pequeña, el papel que tienen éstas en la sociedad. Con el análisis de las diferentes reacciones que surgen en el momento del parto se remarca el típico debate sobre cómo determina el hecho de nacer hombre, en el que se llega al mundo en un ambiente de celebración, o nacer mujer. En este último caso, es la propia estructura de la sociedad la que las aboca a un mundo de desigualdad y sufrimiento y por ello son recibidas como una desdicha.

La vieja carabina hablando por móvil. Fuente: cine dor

El contraste entre desarrollo y subdesarrollo inherente a este mundo está latente durante toda la película con la presencia de la globalización. Mientras que no hay recursos para vivir parece que los avances tecnológicos llegan al otro lado del mundo y también a esta pequeña aldea.

La fuente de las mujeres fomenta la igualdad de género y promueve la eliminación de prejuicios. Sin embargo, a pesar de contar con episodios de represión por parte de los hombres del poblado, en la mayor parte del filme se produce una desdramatización excesiva de la situación que la mujer padece en en estas sociedades. Pues, todo queda enmarcado en un ambiente de festividad, canciones y, en ocasiones, una concepción del amor y una igualdad entre hombres y mujeres que en esta cultura no parece real.

Mujeres de la aldea en una celebración. Fuente: Cadena Ser

Lo mejor de la película, sin duda, es la sucesión de algunos episodios musicales que complemetan el largometraje y descargan la tensión de la historia. Sin embargo, es un filme que adolece de un exceso de personajes y subtramas en las que a veces se echa en falta la sencillez y un mayor dinamismo en el avance de la narración.

Trailer de la película:

embedded by Embedded Video

Ficha técnica

Cartel de la película "La fuente de las mujeres". Fuente Lafuentedelasmujeres.es

Director: Radu Mihaileanu

Título en VO: La source des femmes

Año: 2011

Fecha de estreno: 09-12-2011

Duración: 135 minutos

Género: Comedia dramática

Guión: Alain-Michel Blanc, Radu Mihaileanu, Catherine Ramberg

Director de fotografía: Glynn Speeckaert

Música: Armand Amar

Producción: Denis Carot, Marie Masmonteil, Radu Mihaileanu

Ficha artística

El matrimonio protagonista de la película, Sami y Leila, es interpretado respectivamente por el actor palestino Saleh Bakri y la actriz argelina Leïla Bekhti.

El actor palestino Saleh Bakri. Fuente: dohafilminstitute.com

Saleh Bakri, nació en Galilea en 1977 en un pequeño pueblo llamado Bina. Su padre nació en el mismo pueblo mientras que su madre procede de Jaffa. En general trabaja como actor de teatro, pero también se le ha visto recientemente en La banda nos visita en 2007, dirigida por Eran Kolirin, por la que recibió el Premio al Mejor Actor en Israel. También ha participado en La sal de este mar y en La fuente de las mujeres.

La actriz argelina Leïla Bekhti. Fuente: Doble Moda

En cuanto a Leila Bekhti, comenzó su carrera casi por accidente en la película Sheitan en 2005, junto a Vicen Cassel. Pronto recibió papeles en diversas películas yen 2006 le dieron el papel de Zarka en la película Paris Je T’aime. Ese mismo año, participó en la película Mauvaisse Foi y dos años más tarde interpretó el papel principal en Mesrine. Y en 2009 llegó a estar presente en el Festival de Cine de Cannes.

En cuanto al resto del reparto, encontramos a:

Loubna/Esmeralda: Hafsia Herzi

Vieja carabina: Biyouna

Rachida: Sabrina Ouzani

Fatima: Hiam Abbass

Hussein: Mohamed Majd

Hasna: Amal Atrach

[El filme en imágenes]

Mario Molines Carboneras y Paloma Martínez Pérez

Escrito por mariomolines el dic 14 2011. Archivado bajo Ocio. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por RSS 2.0. Los comentarios y pings están cerrados por el momento.

Comentarios cerrados

Buscar en Archivo

Buscar por Fecha
Buscar por Categoría
Buscar con Google
Aquí iría un anuncio vertical que no tenemos...
Acceder